Angel - 'A Woman's Diary-Chapter I'
Angel es otro de los proyectos de Helena Michaelsen, la que fuera cantante de Trail Of Tears y actualmente en su propia banda Imperia, en el que, según se dice en la promoción, pretendía alejarse un poco de los sonidos más metálicos que venía ofreciendo en el pasado, tanto con Trail Of Tears como con Imperia para grabar temas más variados, desde ópticas distintas, incluso alguno que tenía guardado desde su infancia. Hace un par de meses editó un primer single como adelanto a este trabajo (que fue comentado en la sección de lanzamientos de Sonidobscuro), y ahora sale el disco, este ‘A Woman’s Diary- Part I’.

Los temas son muy distintos, desde el inicio en clave de rock gótico de la suave ‘Fallen Angel’ y ‘Butterfly’, con cuerdas y piano (muy presentes en todas las canciones, casi todas tienen arreglos orquestales), la más poppy ‘Glow In The Dark’, que podría llegar a hit, las más metálicas ‘A Woman’s Diary’ o ‘Lead you Through The Fire’, con su toque a Danse Macabre (la mano derecha de Helena a la hora de dar forma al disco ha sido Jan Yrlund), algo que se mantiene en las melodías de muchos de los temas, o la teatral y folky ‘Little Princess’.... en fin, mucha variedad sonora, con la voz de Helena como elemento conductor del disco, con unos registros que hasta ahora no había prodigado en sus trabajos anteriores y que son realmente atractivos, de hecho las partes que menos me han convencido son las que tienen otra vez el tono más operístico que suele utilizar para sus proyectos más metálicos.

Destacadas pues casi todas, es un trabajo muy compacto, quizá la dramática ‘Mother’, con sus arreglos de violoncello. Y las dos rarezas del disco: ‘Flames Of Desire’, de ritmo electrónico y letra incandescente, con el estribillo de voz operística antes citado y ‘Darkness’, que comienza como un disco de Dark Ambient satánico y continúa con Helena en el papel de bruja malvada y en cierto modo juguetona, un tema basado en distintas capas de voz sobre fondos ambientales. Tras estas dos curiosidades el disco recupera el pulso con ‘Little Girl’, acústicas y cellos acompañando a la cantante en otro gran tema, el dramatismo y tristeza de ‘Love Of My Life’ y la final ‘Funeral’, con aire de marcha fúnebre y coros.

La banda que ha reunido Helena Michaelsen para este trabajo es muy competente, la producción es muy medida y compensada entre tanta riqueza instrumental, y el trabajo de la vocalista de primer orden. Un disco sorprendente en la primera escucha, pero que acaba convenciendo (bueno, a mí me ha convencido) en las siguientes, muy bien arreglado por Audun Gronnestad en las partes orquestales y muy trabajado en general en todos los aspectos, tanto de composición como de resultado final, y que en definitiva cuenta con muchos elementos a favor para convertirse en un éxito de ventas en Europa.



Este artículo proviene de Sonidobscuro: Portal de Música Oscura en Castellano
http://www.sonidobscuro.com

La dirección de esta noticia es:
http://www.sonidobscuro.com/sections.php?op=viewarticle&artid=911