Backlash - 'Shape Of Things To Come'

Cada día es más evidente que los países de la península escandinava poseen una de las mejores canteras de formaciones de pop electrónico (o por lo menos la más regular) a nivel mundial. Avala esta teoría una larga tradición comenzada en los 80 por A-Ha, continuada en los 90 por Elegant Machinery, Statemachine, o más recientemente por gente como Michigan, The Knife o Emmon. En esta última hornada de talentos también se encuadran tres chicos que con su nombre no pueden esconder su procedencia sueca : Niklas Lundqvist, Oskar Lygner, y Eric Thorstensson, todos ellos integrantes de Backlash. Esta joven banda alcanzó el punto más álgido de su carrera en 2004 con el lanzamiento de su segundo álbum ‘Heliotrope’ tras el abandono de su cantante femenina (Malin Andersson) y con la reconversión de Erik a las tareas vocales. El disco obtuvo bastante repercusión en la escena underground europea, al punto de ser publicado este mismo año en USA en una edición especial con varios bonus tracks a través del sello WTII.

Con ’Shape Of Things To Come’, su tercer y reciente trabajo, el trío sigue en ahondando en la fórmula de su predecesor dejando intactas sus mejores cualidades. : un electropop de producción muy cuidada diseñado con trazos simples y firmes, en el que se mezclan de forma equilibrada sintetizadores analógicos y el último grito en tecnología. Toda esta base cubre la retaguardia a unas melodías realmente sublimes que no cesan de orbitar alrededor de la dorada década de los 80. Es curioso que mis sensaciones durante la primera audición de este ‘Shape Of Things To Come’ y su anterior ‘Heliotrope’ fueron de total indiferencia. Es en las sucesivas cuando su sonido comienza a adherirse a nuestra piel y los temas van paulatinamente saliendo victoriosos. Entre los trece cortes que lo componen (más una última pista oculta) podemos encontrar reflejos de los grandes de los 80 (la faceta más exitosa de Human League en ‘Escalator People’ o la primera de las versiones de Depeche Mode en ‘Two’), temas orientados a la pista con sabor genuino a Backlash (‘Transit’, ‘Dark Light’, ‘Man Of A Different Mould’, ‘Forward Of A Blue Horizon’), una enérgica versión del ‘Out Of Sync’ de los gamberros Devo, e incluso algo de trance en ‘Breach’. Pero donde de verdad llegan a estremecernos Backlash en este disco es en los momentos más calmados. ‘White Noise’, ‘Saturnine’, ‘Memory Of Lust’, y ‘Fool Impersonated’ poseen todos ellos un potencial melódico enorme, con embaucadores estribillos capaces de hacernos perder la noción del tiempo.

Hacía mucho tiempo que no me cruzaba con un trabajo tan adictivo como este ‘Shape Of Things To Come’. Cada escucha revela algún matiz o nos descubre alguna joya que había pasado inadvertida en la anterior. En definitiva un gran disco imprescindible para todos aquellos que disfruten con el pop electrónico de calidad.





Este artículo proviene de Sonidobscuro: Portal de Música Oscura en Castellano
http://www.sonidobscuro.com

La dirección de esta noticia es:
http://www.sonidobscuro.com/sections.php?op=viewarticle&artid=1697